-->

viernes, 19 de noviembre de 2010

Un cortocircuito

24 horas más o 24 horas menos se convirtieron en un cortocircuito de insospechadas derivaciones en Sportivo Desamparados. Es que ayer, cuando todo indicaba que sería una mañana más que tranquila desde lo deportivo porque el técnico Darío Tempesta tenía decidido darle continuidad a los mismos once que arrancaron contra Racing el domingo pasado, un diálogo previo entre el capitán del equipo, el arquero Diego Aguiar, con la dirigencia terminó encendiendo la chispa de un malentendido que casi termina con la renuncia del técnico. El tema se inició cuando Aguiar le comunicó a Tempesta que después de haber charlado con los dirigentes por los premios del partido ante Talleres en Córdoba, habían decidido que les pagarían pero que el viaje a Villa María se retrasaría para el sábado por los gastos. La ecuación era: premios al día, un día menos de viaje a Villa María. Esa novedad alteró los ánimos de Tempesta que ni siquiera dirigió la práctica de fútbol, sino que enfiló directo a la secretaría para charlar con Miguel Jofré. Hablaron bastante y resolvieron mantener el plan de viaje inicial, partiendo hoy por la mañana a Villa María, aunque relegando el pago del premio del partido contra Talleres.

El presidente Miguel Jofré abordó el tema con absoluta claridad: "Habíamos hablado ya antes el tema con el técnico de tratar de recortar gastos. Es una realidad difícil y queríamos ver la mejor forma de lograrlo. Intentamos cambiar de colectivo para ir en otro servicio de mejor calidad para que los jugadores no llegaran tan cansados. No se pudo y finalmente volvimos a dejar el plan inicial de viaje, previendo tener dos noches alojados afuera. En tanto que los premios, le habíamos dicho a los jugadores que le pagábamos antes del viaje con lo que ahorraramos de un día menos de viaje. Ellos lo aceptaron pero Tempesta también hizo pesar sus prioridades. Entre las tres partes llegamos a un acuerdo total, viajamos como estaba previsto y el lunes le pagamos a los jugadores".

En tanto, en lo futbolístico y bajo las órdenes de Edgardo Herrera, la práctica sirvió para confirmar lo que se sabía: para Alumni, los mismos once. Los titulares golearon 7-1 y se pararon con Aguiar; Del Cero, Barth, Beratz, Díaz; Garrido, Campo, Lamberti, Alvarez; Ceballos y Reinoso. La delegación se completa con Mauro Astrada, Francisco Fernández, Gerardo Corvalán, Darío Rodríguez, Miguel Guirado, Cristian Pérez y Gastón Leva. 

Dudas en Alumni
De cara al partido contra Desamparados del domingo a las 20, el técnico de Alumni, Víctor Riggio, no pudo confirmar la formación para ese cotejo.Orlando Porra está casi descartado, mientras que Emiliano Romay trabajó diferenciado.

Fuente: Diario de Cuyo

No hay comentarios:

Publicar un comentario